Baba de caracol Kaita

« Prodigio de la naturaleza para tu piel »

Desde la antigüedad se conoce el efecto curativo que tiene sobre la piel la Baba de Caracol. Los caracoles tienen la habilidad de regenerar su propio cuerpo y caparazón, esto es porque la Baba de Caracol contiene sustancias naturales con poderosas bondades para el cuidado y regeneración de tejidos, siendo las principales:

– Alantoína: Magnífico regenerador natural de la piel, protegiéndola de sustancias ácidas o alcalinas. Estimula la proliferación celular y la reconstrucción de tejido. También tiene la particularidad de eliminar las escamas de la caspa por su acción queratolítica.

– Proteínas y vitaminas: Nutren y fortalecen la piel, brindándole suavidad y lozanía.

– Antibióticos naturales: Actúan como protectores de la piel contra bacterias causantes del acné y previniendo infecciones.

– Colágeno y elastina: Componentes principales del tejido conectivo de la piel humana, brindándole elasticidad y tersura.

– Acido Glicólico: Llamado también hidroxiácidos. Produce el efecto de peeling o exfoliación, eliminando suavemente las capas superficiales de las células muertas promoviendo su sustitución por células recientes. También mejora la situación de los folículos pilosos.

El gel de Baba de Caracol es el resultado de un cuidadoso proceso biotecnológico que permite recuperar en forma activa valiosos principios naturales para el cuidado y restauración de la piel. Concentra esas propiedades regenerativas utilizadas para retrasar el proceso de envejecimiento, atenuar cicatrices, estrías, manchas, secuelas de acné y arrugas en la piel.

Marca: Kaita™
Presentación: Gel 100 g.

Modo de uso: Aplicar el gel de Baba de caracol sobre la piel previamente lavada 1 o 2 veces al día.
Vía de administración: Tópica

35,90